La película ‘Santa’, dirigida por un director español, es considerada la primera cinta sonora del cine mexicano después de otros intentos anteriores en los que la sincronización entre audio e imagen no era tan perfecta. Este viernes, la Casa de México proyectará esta joya del séptimo arte mexicano, a la que se puede apuntar el público aquí, como apertura de su ciclo de cine ‘Crónica de un encuentro’.

MADRID, España.- México fue el primer país de Latinoamérica en filmar una película sonora de habla hispana. Santa entró a formar parte de la historia del cine mexicano en 1932 y se podrá disfrutar en Madrid gracias a la Casa de México y el ciclo de cine «Crónica de un encuentro. El cine mexicano en España, 1933-1948». Santa será la primera de las cinco proyecciones que acogerá este espacio a partir del viernes 15 de marzo. Para participar este viernes, el público puede registrarse aquí.

El título del evento viene del libro de mismo nombre, escrito por Ángel Miguel, que analiza la relación entre el cine español y mexicano. Las cintas que se proyectarán llegan a España a través de la Filmoteca UNAM, UNAM-España, y el Instituto Cervantes.

La primera sincronización perfecta

Este trabajo se filmó en 1931 y se proyectó en 1932. El sonido ya había llegado al cine mexicano con películas como El Águila y el nopal, en 1929 o Más fuerte que el deber, de 1931, que sincronizaban la imagen y el sonido a través de un operador, lo que complicaba la concordancia entre las voces y las acciones de los actores. Con Santa llegó la unificación perfecta entre imagen y sonido.

La cinta fue dirigida por Antonio Moreno, un actor y director español. De origen muy humilde y nacido en Madrid, viajó a Nueva York cuando tenía sólo 15 años. En uno de sus regresos a la ciudad norteamericana, después de visitar a su madre, conoció a dos actrices que le animaron a empezar carrera en Broadway. Con grandes esfuerzos comenzó a aparecer en producciones de cine mudo y empezó a ser considerado como uno de los primeros galanes latinos de principios del  siglo XX.

Santa y su legado

Santa adapta una novela del escritor mexicano Federico Gamboa, publicada en 1903. El autor es considerado uno de los mayores exponentes del naturalismo mexicano. También es conocido por su carrera diplomática que llevó por Argentina, Estados Unidos y Brasil, entre otros países. Además ocupó el puesto de embajador de México en España entre 1910 y 1911.

Novela y film cuentan la historia de Santa, una mujer de sorprendente belleza que vive en Chimalistac, un pueblo a las afueras de la Ciudad de México. Marcelino, interpretado por Donald Reed, es uno de los muchos que queda embelesado por la joven. El personaje es un soldado que la seduce y después la abandona. Esta relación provoca el rechazo y el abandono de su familia y Santa acaba trabajando en una casa de citas. Allí se enamora de Jarameño, Juan José Martínez Casado, un torero que no la corresponde. Al mismo tiempo, el pianista del burdel, Hipólito, interpretado por Carlos Orellana, la ama, algo que ella ignora. La película se rodó en el mismo lugar en el que transcurre la novela y fue estrenada en la Ciudad de México en marzo de 1932.

Lupita Tovar interpretó a Santa en esta cinta. La actriz mexicana fue una de las más reconocidas a principios de siglo en México y también es recordada por su papel de Eva en la versión hispana de Drácula. Tovar fue descubierta muy joven por el director de documentales Robert Flaherty, que la llevó a Hollywood. Allí comenzó su carrera artistica participando en películas de cine mudo pero en 1930 comenzó a realizar películas de habla hispana entre las que se encontró su gran éxito, Santa. Fue muy longeva; murió hace dos años a los 110 de edad.

La novela había tenido una adaptación en cine mudo en 1919 y posteriormente fue llevada a la gran pantalla en dos ocasiones más: en 1943 y 1969. Incluso inspiró una telenovela en 1978, con el mismo nombre, emitida por Televisa. La serie estaba protagonizada por la actriz Tina Romero.

Por su importancia para la historia del cine, la versión de 1932 es la que ha tenido mayor repercusión. Casa de México proyectará esta versión el viernes.