Después de haber vivido más de veinte años en México, Almudena Castellanos se inspiró en sus bazares para crear el Mercado de las Conchas que celebra en Madrid tres veces al año con lo mejor del diseño y la artesanía de distintas partes del mundo. La próxima cita se celebrará el fin de semana del 6 y del 7 de abril en la Casa Verde (Avenida Rosario Manzaneque, 25 – Torrelodones), un espacio idóneo para un día en familia.

MADRID, España.- El Mercado de las Conchas se convierte en un plan de familia perfecto para el fin de semana del 6 y del 7 de abril, de 11:00 a 20:00. Así lo asegura Almudena Castellanos, que describe su proyecto empresarial como un espacio donde padres e hijos pueden disfrutar, cada uno en su mundo: los adultos en los puestos de artesanía, de diseño o de zona gourmet y los niños en los diversos talleres, en el futbolín y en los espacios verdes.

Es el plan que muchos mexicanos echan de menos. ‘Me sentí en México’, me dijo una amiga”, afirma Castellanos, que con 28 años fue a México, donde conoció al padre de sus hijos. Volvió a Madrid hace dos años y piensa quedarse en España, aunque sin olvidar lo que le dejaron 22 años allá.

Tengo a mis hijos. Vínculo más fuerte con México no puede haber”, dice, aunque la influencia mexicana va más allá.

En parte, su mercado en Madrid se inspira en la luz y los colores de los bazares y mercados mexicanos que han influido en su sensibilidad estética más en ella que sus estudios en historia.

Se habla mucho de la comida, pero México también tiene pintores, fotógrafos y artistas. El saber tratar con tanta gente me lo ha dado México. Hay una sensibilidad en el trato que ha sido fundamental para tratar con tanta gente.

Asegura también que quería un mercado donde estuvieran los propios diseñadores y artesanos.

Estás con el proveedor, no tienes intermediarios. Si tienes un producto en una tienda, sólo lo tienes en un espacio. Con el mercado llegas a nuevos públicos”, afirma esta mexicana de adopción, que busca en su mercado buen gusto, con productos que no se puedan encontrar con facilidad. A esta exclusividad se suma un equilibrio con la presencia de dos puestos para cada tipo de artesanía.

Entre los expositores de la nueva edición del Mercado de las Conchas destaca Micuari, la marca de diseño y artesanía mexicana de Juan Manuel Pliego y Olga Vaschenko. El visitante podrá encontrar decoración de interior, muebles, cestos, cerámica, joyería y orfebrería, sombreros y tocados, zapatillas, botellas, jarras y platos, trajes de baño y lencería, ropa de diseño, cepillos, bolsos, pintura en seda, cajas y cuadernos pintados a mano, lentes oscuros, cosméticos, productos de aromaterapia y todo tipo de regalos. Algunas de las marcas presentes tienen vinculación con proyectos humanitarios y de cooperación en España o con otros países.

La parte gastronómica no se queda atrás con su zona gourmet que ofrece chocolates, foie, patés, vinos y otros productos  franceses y aceites de oliva españoles de la más alta calidad. También tendrán presencia las sobrasadas, los quesos de Menorca, patés de la región, aceite oliva virgen extra, dulces de temporada, frutos secos, miel, aceitunas y otros vegetales en conserva, vinos y licores de las Islas Baleares. También habrá productos de conserva gourmet de la zona de Navarra.

Aparte de esta zona de gourmet habrá puestos y mesas para que los asistentes puedan disfrutar de una comida en familia.

La Casa Verde, espacio perfecto para bodas y para eventos de empresa

La nueva edición del mercado se celebra en La Casa Verde, un proyecto del arquitecto José Luis Aranguena y de Ramón Castellanos, padre de la creadora del mercado. Durante el resto del año, este espacio se utiliza para bodas y eventos de empresa. La localización de la casa fuera del entorno urbano, en medio de la naturaleza, los interiores llenos de espacio y de luz, el agua como elemento de armonía por su efecto estético y su sonido y la decoración dan un ambiente distinto a la Casa Verde, gestionada por Ramón hijo, ‘Moncho’, que destaca la calidad de la cocina que ofrece en sus eventos. 

«Nos apasiona la cocina. Todos nuestros platos son de elaboración propia, hechos con materias primas frescas y de primera calidad. La presentación y ejecución de cada plato se cuida al detalle», afirma.

Cómo llegar a la Casa Verde

En coche se tarda quince minutos en llegar desde el centro de Madrid, pero se puede llegar con facilidad en tren de cercanías o en autobuses que salen desde el Intercambiador de Moncloa.

Más información: https://elmercadodelasconchas.com


Fotos: Carlos Miguélez Monroy