«Si estás pensando en aprovechar los millones de turistas que vienen a España para sacar algún dinero en verano, te sugiero que le eches un vistazo a las Experiencias de Airbnb». Nos cuenta el colaborador Octavio Isaac Rojas Orduña más detalles de esta interesante forma de generar ingresos extra, de conocer gente y de darse a conocer en el ámbito profesional.

Hace unas semanas asistí a un evento organizado por Airbnb para presentar sus “Experiencias” y pensé que sería una magnífica oportunidad de autoempleo para mexicanos con permiso de trabajo en España.

Las Experiencias de Airbnb son actividades que se ofrecen a turistas que utilizan esta plataforma de la economía colaborativa, por lo que ya cuentan con una audiencia potencial enorme que puede ser muy interesante para darte a conocer ante mucha gente sin coste inicial alguno.

Valga como aclaración que no se requiere tener una casa en alquiler para poder hacer una propuesta de una Experiencia en Airbnb, ya que son dos cosas distintas, aunque ambas se promuevan en la misma web. Esto ofrece muchas ventajas y oportunidades por la enorme cantidad de turistas visitando a diario la web buscando viviendas de uso turístico.

El procedimiento para convertirse en una de las personas que acceden a este interesante escaparate puede ser relativamente sencillo, dependiendo de la actividad que se ofrece.

Pongamos por ejemplo que eres un apasionado de Madrid y quieres llevar a un grupo de personas a que conozcan zonas menos conocidas de la ciudad y que propones que lo hagan todo a pie.  No requerirás de nada más que de enviar tu propuesta a Airbnb a través de la misma web y, si le es interesante al equipo que gestiona esta sección de la web, es muy probable que te acepten y puedas comenzar a ofrecer tu experiencia a miles de personas que visitan anualmente la capital de España.

Otro ejemplo práctico puede ser que quieras invitar a tu casa a turistas para que cocinen tu propuesta culinaria de fusión entre cocina mexicana y española.  En este caso necesitarás un título de manipulador de alimentos.  Hay que tener en cuenta que el equipo de Experiencias te puede orientar sobre los requerimientos legales en función de la actividad.

Hay requisitos a tener en consideración como el pago de impuestos, ya que los pagos de Airbnb se realizan mediante transferencia internacional. Intentar ocultarla a Hacienda en España, además de ser estéril, puede conllevar una multa.

Asimismo, es probable que haya que darse de alta como autónomo, pero quizás te interesa conocer un servicio como Factoo, que te permite darte de alta solo por el tiempo que estés trabajando. Hay que indicar que el creador de esta empresa cooperativa tiene que aclarar este tema del todo ante la Seguridad Social, pero conozco a personas que la están utilizando.

El equipo de Airbnb en España está trabajando con el objetivo de conseguir que cada vez más personas presenten sus experiencias, ya que sus colaboradores naturales, los que tienen casas en alquiler en su plataforma, les resulta menos atractivo por diferentes motivos.

Por ejemplo, se requiere que las Experiencias las realicen quienes las proponen, es decir, no puedes delegar que otras personas hagan la actividad.  Si se trata de un recorrido a pie por Madrid, tiene que ser la persona que ha propuesto la actividad quien la haga.

Para las personas que ofrecen sus casas, lo que requieren es contar con un domicilio y a veces pueden ofrecerla y desocuparse por entero del servicio.

Otro inconveniente para algunas actividades es que tienes que hacerla como mínimo para una persona.  Cuando se trata de clases o comidas puede ser que no te resulte rentable, pero tendrás que hacerla igualmente o la plataforma te penalizará.

Tengo mis dudas sobre el futuro de las actividades que involucren comida preparada en una casa, porque dentro de poco los gremios de empresarios de hostelería dirán que se trata de una competencia desleal, pero mientras tanto quizás es una buena alternativa para probar y hacer algún dinero.

Quizás al principio cueste que la persona que proponga una Experiencia se haga un nombre, pero con buenas referencias, es probable que sea una fuente interesante de ingresos.  Pongamos como ejemplo la misma actividad del recorrido por Madrid.  Se vende a 20 euros por persona y se apuntan 4 turistas.  Ese día se pueden ofrecer 3 o 4 sesiones por la mañana o por la tarde.  Si el día se da bien, se pueden facturar entre 240 a 320 euros por día.  Eso sin contar propinas que, aunque ya están incluidas en el precio, hay algunos turistas que las dan igualmente.

Es verdad que este tipo de actividades pueden depender mucho de la temporada y a quien se dirija. Lo bueno es que se pueden ofrecer distintas Experiencias que puedan resultar atractivas para diferentes públicos y épocas del año.

Si estás pensando en aprovechar los millones de turistas que vienen a España para sacar algún dinero en verano, te sugiero que le eches un vistazo a las Experiencias de Airbnb.