El mandatario, que se ausentó del Congreso durante toda la tarde mientras se debatía su futuro, salió acompañado de sus asesores a las 22:00 horas de un restaurante en la Calle de Alcalá. Allí estuvo ocho horas, mientras Pedro Sánchez ganaba los votos necesarios para lograr el cese de Rajoy.

MADRID, España.- El Presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, se ausentó durante toda la tarde del Congreso de los Diputados, mientras se debatía la moción de censura parlamentaria que mañana certificará su destitución como mandatario por la reciente sentencia de su Partido Popular como partícipe a título lucrativo en la trama de corrupción conocida como ‘caso Gürtel’.

«¿Dónde está Rajoy?», era una de las preguntas que sobrevolaba la Cámara Baja durante varias horas. Distintas fuentes apuntaban a que el mandatario estaría en Moncloa, preparando quizás su posible dimisión para evitar que mañana el líder socialista Pedro Sánchez sea nombrado nuevo presidente del Gobierno. Para esa hora ya los nacionalistas vascos y catalanes anunciaron que votarían a favor del cese de Rajoy mañana.

No estaba en Moncloa. Rajoy estaba mucho más cerca del Congreso de los Diputados de lo que se creía. Concretamente en un lujoso restaurante de la Calle de Alcalá, donde ha sido fotografiado por Espacio Méx y otros medios de comunicación poco después de las 22:00 horas cuando un coche oficial acudía a recogerle.

Allí ha pasado parte de las que parecen sus últimas horas como presidente del Gobierno, en compañía de sus principales colaboradores y algunos de sus ministros.

A pesar de la tensión que ha vivido durante todo el día, se le ha visto salir sonriente, como muestran algunas de las imágenes.

El Congreso de los Diputados reanudará mañana el debate de la moción de censura y después, previsiblemente sobre las 14:30 horas, se procederá a la votación que certificará la destitución de Rajoy como presidente del Gobierno y la elección del líder socialista Pedro Sánchez como su reemplazo.

El secretario general del PSOE ha logrado asegurarse 180 votos, gracias al apoyo de Unidos Podemos y de los partidos nacionalistas catalanes y vascos. Después de seis años en el Gobierno, Rajoy decidió pasar su última tarde como presidente en un restaurante de la Calle Alcalá.

Fotografías: Juan Carlos Rojas