‘Mente de Rufus’ es una de las cuentas de Instagram con mayor número de seguidores interesados en la fotografía de viajes. Marco Bochicchio es el artista mexicano que se encuentra detrás de estas publicaciones. Su perro Rufus da nombre a gran parte de su trabajo. La primera foto que publicó de su amigo de cuatro patas fue el origen de toda una serie de retratos a perros, que ha llegado a exponerse en Casa de América en Madrid.

MADRID, España.- Marco Bochicchio estudió Arquitectura en la Universidad Iberoamericana de la Ciudad de México, lleva diez años haciendo fotos de sus viajes y miles de usuarios siguen su trabajo en Instagram. Además de la fotografía y la arquitectura, Bochicchio también pinta y ha comenzado a introducirse en el mundo del tatuaje. Debido a la gran cantidad de campos en lo que trabaja Bochicchio se ha convertido en un gran artista reconocido a nivel internacional pero explica que todo empezó con una fotografía de su perro Rufus, que da nombre a su cuenta y trabajos.

Retratos peludos

Rufus fue el primer perro al que fotografió y apareció en sus redes, y desde entonces el formato a la hora de retratar a estos animales no ha cambiado. Hace cinco años comenzó a reunir imágenes de perros que han terminado exponiéndose en ‘Arte en la Red’, una muestra organizada por Casa de América en Madrid. La exposición puede visitarse hasta el próximo 24 de octubre en la Galería Guayasamín. Junto a Bochicchio exponen nueve artistas noveles que fueron seleccionados en un concurso en redes sociales. El artista reconoce que siempre ha sentido fascinación por los perros. En sus retratos de perros intenta captarlos como si estuviera fotografiando a una persona, combinándolos con los colores de su cuenta.

Era una oportunidad para hacer algo distinto. Nunca había oído hablar de ninguna exposición dedicada sólo al retrato de perros».

Siempre que se encuentra con algún perro en sus viajes intenta capturarlo con su cámara “si se dejan” bromea.

La mayoría de los perros que ha fotografiado han sido perros callejeros de la Ciudad de México. Pero también forman parte de sus colección perros que ha visto en la colonia Roma de México o en otros países, como Islandia. La mente detrás de Rufus espera que este proyecto continúe al finalizar la exposición y cuenta que le gustaría publicar un libro sólo con sus imágenes de perros.

Colores planos que conquistan Instagram

Marco Bochicchio empezó con la fotografía haciendo álbumes de sus viajes. Todo cambió cuando entró en contacto con la aplicación de Instagram, donde vio una oportunidad de usar sus imágenes no sólo para mostrar sus viajes. Empezó a experimentar con las luces, los colores y con todo lo que pasaba delante del objetivo de su cámara. Al poco de empezar a publicar sus fotos en Instagram, contactaron con él desde la plataforma para incluirlo en Suggested User Program, de modo que cada vez que un usuario entraba en la aplicación por primera vez Mente de Rufus era uno de los usuarios sugeridos. De esta manera la audiencia de Bochicchio comenzó a crecer aún más rápido hasta alcanzar los más de 113.000 followers que siguen su trabajo actualmente. Este artista define su estilo como estética minimalista; las fotografías se componen de uno o dos elementos y un color plano. Cuenta que siempre intenta buscar los colores en la naturaleza, lo que es muy difícil en Ciudad de México, por lo que muchas veces recurre a los colores de las casas y los pisos.

Intento que cuando vean todo mi portfolio de lejos se vean sólo estos colores planos.

Ha tenido varias publicaciones con distintas marcas y hoy en día tiene una empresa de contenido digital y campañas de publicidad para marcas que continúa con la esencia de aquella primera foto a través de su nombre: Rufus.

Éxito en el anonimato

Pese a todos sus proyectos, la cuenta de Instagram sigue muy activa y Bochicchio no deja de viajar. Ha estado en Cuba, Bermudas, Etiopía y ha recorrido gran parte de México en busca de los colores que definen la esencia de Mente de Rufus. Su éxito en esta red social le ha llevado a trabajar con grandes marcas. La revista Vogue México, que publicó una lista en la que le incluía como uno de los “Instagramer que inspiran a viajar”, le encargó varios trabajos. En uno se trataba de ver la Ciudad de México a través de sus ojos y en el otro este fotógrafo realizó una guía de viajes sobre Fiyi. Después de más de cinco años, Mente de Rufus sigue acumulando éxitos y seguidores y el autor de estas imágenes cree que su fama reside en el anonimato. “Intento no salir en mis fotos, para que mi trabajo no esté relacionado conmigo, que esté relacionado con lo que hago”.

Afirma que su trabajo ha adquirido mucho valor para las marcas y compañías. Por ello sus imágenes se han vuelto muy atractivas para empresas que buscan cuentas en las que no haya una persona con la que identificarse, pero el artista reconoce que también se le han cerrado puertas en otras que buscan directamente un “influencer”.

Estoy muy contento con eso, considero que el arte se tiene que juzgar por el arte mismo y no por la persona que la emite


Imágenes: @mente_de_rufus